¿CERTIFICAR PESCADO SOSTENIBLE? El ejemplo mexicano para la certificación de la pesca artesanal

¿CERTIFICAR PESCADO SOSTENIBLE? El ejemplo mexicano para la certificación de la pesca artesanal
¿CERTIFICAR PESCADO SOSTENIBLE?  El ejemplo mexicano para la certificación de la pesca artesanal

Entrevista de Blanca González García-Mon a José Alberto Zepeda, para Mensa Cívica.

Entrevistamos al Dr. José Alberto Zepeda, consultor e investigador en el CICIMAR*, que lleva trabajando más de diez años en la sostenibilidad de los sistemas pesqueros mexicanos. Se dedica a la conservación de recursos marinos desde 2003, y desde 2006 está centrado en la investigación de los sistemas pesqueros, ámbito en el que adquirió el título de Doctor en Ciencias Marinas. Ha seguido de cerca el programa de certificación sostenible de pesquerías MSC (Marine Stewardship Council) en México, trabajando como ayudante en la evaluación de los procesos de certificación (2009 y 2014), y siendo becario del MSC en 2013. Además, trabaja directamente con los pescadores en el programa Extensionismo Rural de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación. Este programa busca capacitar a los pescadores para que sean capaces de procesar y comercializar su captura, integrando la cadena de valor.

Entrevista desde Baja California Sur, México.

1. ¿Qué tipos de certificación existen en México para acreditar la sostenibilidad de la pesca ribereña (también llamada artesanal*)?

Hablando de certificaciones que persigan la sostenibilidad de la actividad (dejando de lado aquellas certificaciones sanitarias que son requisito para acceder a mercados locales e internacionales), entiendo que tenemos la primera pesquería* de pequeña escala certificada por el MSC (langosta roja península BC). Tuvimos otra, pero renunció al estándar al no encontrar beneficios financieros. También tenemos la primera pesquería artesanal de camarón certificada con el reconocimiento de Fair Trade, que persigue objetivos tanto ambientales como sociales.

Además de éstas, tenemos varias pesquerías recomendables según el esquema Seafood Watch del Monterrey Bay Aquarium. Un ejemplo de esto es el jurel de Isla Natividad, pesquería se lleva a cabo en las costas de una pequeña isla del noroeste de México y se comercializa en una de las cadenas de establecimientos minoristas de presencia nacional (SUPERAMA). Gracias al trabajo de marketing se ha colocado entre los platillos ofrecidos por diferentes restaurantes de alta gama en varias ciudades del país, incluyendo lugares remotos, como la Riviera maya (en el otro extremo del país).

2. Considerando que usted ha trabajado con la certificación MSC, ¿nos podría explicar en qué consiste esta certificación en concreto?

La certificación del MSC es un estándar internacional desarrollado siguiendo el espíritu del “Código de conducta para la pesca responsable” de la FAO. El estándar cuenta con tres principios, que respectivamente garantizan:

1) el aprovechamiento sostenible del stock* en cuestión, lo cual implica garantizar que la población del pescado certificado está sujeta a un plan de gestión para evitar su sobreexplotación;

2) el mínimo impacto al ecosistema donde se realiza la pesquería, por ejemplo, evitando el uso de artes de pesca destructivas;

3) la existencia de un sistema de gobernanza que garantice la sostenibilidad social de la pesquería, es decir, de actores que sigan un sistema de reglas y/o normas de conducta en pro de la sostenibilidad.

3. ¿A qué especies se dirige la certificación MSC?

Se puede decir que el esquema se dirige a cualquier especie pescada, sin embargo es bien sabido que principalmente se enfoca en pesquerías industriales, es decir, aquellas con un alto volumen de producción y con un valor comercial considerable.

 ¿Cuál es el motivo de que la certificación se dirija a esas pesquerías?

Hay muchas razones, entre las principales se puede decir que este tipo de pesca es una de las que representa más retos a nivel mundial en materia de sostenibilidad, por lo tanto hay que abordarlas como tema prioritario. También se puede mencionar, que este tipo de pesquerías son aquellas que pueden cubrir los costos del proceso -que no son precisamente baratos-; y que, por su importancia individual, pueden contar con los datos necesarios para realizar las evaluaciones que se requieren para certificar la pesquería.

4. ¿Diría usted que la certificación MSC es una herramienta que contribuye a la sostenibilidad de los ecosistemas marinos mexicanos?

Sí.

¿Favorece también a los pescadores y a las comunidades pesqueras?

Sí, pero me permitiré aclarar que quizá este beneficio no se observa tan fácilmente o tanto como los pescadores quisieran.

5. Es cierto que muchas pesquerías artesanales de México están abandonando el programa MSC, ¿cuáles son los motivos que justifican esta decisión?

Veo principalmente dos motivos: Creo que el MSC no ha logrado informar a los consumidores del panorama que enfrentan las pesquerías en general y de los beneficios del programa en particular. Esto significa que la sociedad no está informada del riesgo que corren varias pesquerías que no son aprovechadas sosteniblemente y por lo tanto no toma medidas al respecto (como pagar el precio Premium de los productos certificados). En el caso mexicano esto implica que las pesquerías (y sus pescadores) no han visto un beneficio por participar en el esquema. En cambio sí han incurrido en costos, principalmente de oportunidad, ya que los costos financieros de las certificaciones fueron en varios casos compartidas con ONGs y agencias de gobierno; en este sentido, el segundo motivo cobra relevancia, el costo de la certificación, y sus procesos asociados, es alto para pesquerías que no comercializan grandes volúmenes o en mercados Premium.

6. ¿Es importante que existan sistemas de certificación para la pesca artesanal?

Si, porque a se ha observado que no sólo las pesquerías industriales enfrentan retos para desempeñarse sosteniblemente. A partir de los últimos 20 años, y como resultado de la existencia de embarcaciones cada vez más potentes y de artes de pesca cada vez más poderosos, varias pesquerías han sido aprovechadas más allá de su capacidad de renovación, poniendo esto en riesgo la viabilidad de la pesquería. Los sistemas de certificación ayudan a que los consumidores apoyen a aquellos pescadores que se esfuerzan e invierten (en vigilancia, monitoreo, investigación) para aprovechar sus pesquerías sosteniblemente.

En este sentido, el apoyo del consumidor es importante porque la capacidad de los estados de regular las pesquerías artesanales, muy diversas y complejas, es limitada. Especialmente teniendo en cuenta el ingreso de un número cada vez mayor de pescadores artesanales, como es el caso de la pesca artesanal en México.

7. Para terminar, ¿cómo ve el futuro de la certificación de pesca artesanal en México en particular, y en el contexto internacional en general?

En general creo que el destino de las certificaciones del MSC irán de la mano del desarrollo de los mercados Premium nacionales o internacionales y de la presión que la sociedad ejerza para garantizar productos sostenibles. En otras palabras, o se desarrollan mercados que paguen mejor a los productores que demuestren operar sosteniblemente, o se logra efectivamente sacar del mercado a todos los que no lo hagan y la sostenibilidad se convierta no en un incentivo sino en un requisito para operar.

México es un país muy grande, cuyas pesquerías enfrentan retos muy diversos y muy distintos entre regiones. Creo que, en la medida que se presente alguno de los escenarios planteados anteriormente, el Gobierno Federal puede otorgar algún subsidio para aquellas pesquerías que deseen participar en estos programas. De la misma manera, la implementación generalizada estará relacionada con el desarrollo de capacidades de certificación locales que abaraten los costos del proceso.


Algunas definiciones:

*CICIMAR es el “Centro Interdisciplinario de Ciencias Marinas del Instituto Politécnico Nacional” de México.

*Pesquería, en el contexto de esta entrevista, se refiere al sistema pesquero que extrae una especie o grupo de especies de interés comercial (e.g. pesquería de langosta). Es una unidad de gestión basada en los diferentes grupos de especies. El término puede referirse también a poblaciones concretas de una especie.

*Stock es una población de una especie.

*En México consideran dos tipos de flota pesquera: la flota ribereña y la industrial. La flota ribereña es también denominada de pequeña escala o artesanal, y se realiza en embarcaciones de 7 a 9 metros de longitud, en las que habitualmente trabajan de 2 a 4 pescadores por embarcación (ver imagen). En la Unión Europea se considera que una embarcación de pesca de bajura de pequeña escala es menor a 12m de eslora.

 

Fotografías de Blanca González García-Mon

Suscríbete a nuestra Newsletter -->

Infórmate